Posteado por: Om Espacio Dinámicas Integradas | 29 enero 2010

Alas ~ Nuevos Y Diferentes Resultados… Creer Otra Vez ~ 23 de Enero de 2010 por Karen Bishop

Gracias Margarita López!!!

Su Extracto Del Libro Para Hoy

De Cruzando al Otro Lado:

EL INDIVIDUO VS. EL TODO

En muchos de mis escritos, suelo decir que el todo vibra más alto que el individuo. Cada individuo contribuye al todo, y por tanto, un todo se crea entonces a partir de muchas energías de mayor vibración. Entonces existe una energía de mayor vibración mucho más grande. Pero también hay más en esto.

La energía por lo general está conectada con otra energía, ya que en última instancia, todos somos uno en nuestra esencia, ya que procedemos de la misma chispa y fuente. De esta manera, yo creo que es muy cierto que todos somos uno. Todo lo que cada uno de nosotros elige hacer, ser, o incluso decir, afecta a todo alrededor de nosotros también.

A medida que empezamos a evolucionar y vibrar más alto, nos volvemos más y más conscientes de la energía del todo. Nos volvemos más y más conscientes de cómo todo afecta a todo lo demás. Y nos volvemos más y más conscientes de ser respetuosos y considerados de lo que hay ahí afuera, además de nosotros mismos.

El proceso de ascensión crea una sustancial pérdida del ego y de nuestro viejo y denso yo, dejando atrás nuestro verdadero y auténtico yo. De esta manera, muy lentamente llegamos a saber que no todo tiene que ver con nosotros, ya que muy poco “nosotros” queda intacto. A medida que vibramos más y más alto, vemos a los demás más claramente, somos conscientes de los demás y cómo se sienten, y quién y qué están siendo, y también somos conscientes del organismo llamado “sociedad” o humanidad que nos rodea.

Además, también percibimos cada vez menos a través del filtro de nuestra propia densidad, ya que hay mucha menos densidad presente ahora dentro de nosotros. Nuestro denso filtro de cómo vemos las cosas se está atenuando e iluminando, y por lo tanto, ahora podemos ver mucho más claramente. De esta manera, gran parte de todo ya no es sobre nosotros, cuáles son nuestras necesidades, qué queremos para nosotros mismos, y qué nos hace felices. Somos mucho más conscientes entonces del todo y conscientes también, de que el todo es de vital importancia para cómo y qué queremos crear ahora.

Algunos indicios de que ahora estamos vibrando más alto, y por lo tanto encarnando una mayor conciencia del todo, o más bien, ahora cableados para vivir en comunidad e interactuar con un grupo en formas superiores, se enumeran a continuación:

1.  Ira y frustración al conducir un vehículo, en lo que respecta a interactuar con otros conductores. Podemos ser amables y conscientes de los conductores que nos rodean, pero otros no lo son. Se nos atraviesan, nos rebasan a gran velocidad, conducen demasiado cerca detrás de nosotros, y cosas por el estilo. Parecen sólo ser conscientes de adónde tienen que ir ellos, sin pensar en quién más está en la carretera. Después de conectar con la energía de grupo, este tipo de experiencias puede sorprendernos, haciéndonos sentir como si estuviéramos en algún lugar donde no pertenecemos, y tal vez nos hacen apretar los dientes y aguantar hasta que podamos alejarnos de este entorno. No somos vistos.

2.  Estás sentado en un estacionamiento, y se aproxima un automóvil, se parquea y permanece allí, tocando todo el tiempo una fuerte música que “retumba” a través de su equipo de sonido, y esto provoca la ira dentro de ti. No puedo decirles cuántas veces me ha sucedido a mí, y cada vez salgo de mi coche, me acerco al “infractor”, y le pido que lo apague. Cuando mi nieto de cinco años ahora escucha cualquiera de estos equipos retumbando, ahora dice, “Oh, oh. ¡A la abuela no le gustaría esto!” En lo profundo de nuestros corazones, estamos protegiendo nuestro medio ambiente, y estas cosas simplemente no encajan. Ya no se trata sobre el aprendizaje individual para ajustar las cosas, a la vez que se permite la libertad de expresión. Ahora todo es acerca del todo y de crear nuestra nueva realidad. Al comenzar a residir en nuestros propios santuarios de comunidad, y a medida que nos desprendemos de la vieja realidad en todo sentido, también llegamos a saber que esa vieja realidad ya no está conectada con nosotros, y por lo tanto, perdemos nuestro deseo e incluso el interés por lo que está ocurriendo allí.

3.  Eres ignorado por otros que simplemente actúan como si no te vieran, no son conscientes de tus necesidades, e incluso de lo que parece ser tu existencia misma. Sí, sin duda, nos volvemos casi invisibles a medida que vibramos más alto, y cualquier cosa que vibre más bajo es incapaz de vernos en su radar o en su nivel, ya que no estamos allí. Pero este fenómeno también se relaciona con el hecho de que a medida que comenzamos a vibrar más alto, nosotros vemos claramente a nuestros hermanos y hermanas, quiénes son, y de qué se trata su propósito. Con profundo respeto, reconocemos su presencia en todos los sentidos, pues tenemos entonces una conexión mutua entre nosotros. En la vieja realidad, donde las cosas vibran más bajo, muchas personas no se reconocen entre sí muy a menudo, ¡y muchas veces no lo hacen en absoluto!

4.  Vas a un encuentro o reunión de grupo, con la intención de que todos trabajen en algo como un todo, y eres ignorado, irrespetado, y no se valora lo que tienes que ofrecer. Una vez más, no siempre se nos ve, pero la energía de grupo se refiere toda a contribuciones iguales de todos los miembros por medio de sus dones y propósitos, y ser muy venerados por ellos. Fin de la historia.

5.  Encuentras que simplemente no puedes tolerar estar solo. En las etapas iniciales de la ascensión, parte del proceso consiste en perder el miedo a estar solo. Esto se debe a que eventualmente estaremos en la energía del grupo la mayor parte del tiempo, y no podemos ir allí a causa de un miedo a estar solos. Así pues, podemos encontrarnos solos durante el proceso de ascensión, con el fin de perder ese miedo, y también para encontrarnos a nosotros mismos. Mientras más alto vibramos, más empezamos a vibrar con la energía del grupo, y de esta manera, a la larga nos sentimos muy extraños e incómodos al estar solos, ya que no encaja con las formas superiores de vivir y de ser. Entramos en grupo en los reinos superiores a partir de un sentido de unidad, sabiendo al mismo tiempo lo que nos corresponde contribuir, y no porque tenemos miedo de estar solos o porque ya no podemos cuidar de nosotros mismos.

6.  Estás sumamente cansado de hacerlo todo por ti mismo, te sientes como si estuvieras sosteniéndolo todo con tu dedo meñique u hombros individuales, y simplemente no puedes hacerlo todo tú mismo ni por un minuto más. Una vez que estamos conectados a la energía del grupo, hacerlo todo sólo mediante nuestro propio esfuerzo comienza a hartarnos, pero sobre todo, puede cansarnos y quemarnos mucho. Recuerdo al volar una vez de regreso a Carolina del Norte, estar tan agradecida, ¡de que otro estuviera realmente piloteando el avión en vez de mí!

Sensaciones de estar cansados de hacerlo todo por nosotros mismos, son especialmente frecuentes cuando estamos en nuestro propósito. Si estamos vibrando alto, o en alineación con nuestro verdadero y auténtico yo, entonces estamos encarnando una gran cantidad de energía. Llevar tanta energía nosotros solos, muchas veces significa que también estamos sosteniendo algo. Y todo esto se relaciona con reunirnos con nuestros hermanos y hermanas que también están llevando una gran cantidad de energía, con el fin de crear un todo.

Durante los tiempos de la primera fase del proceso de ascensión, avanzábamos como un todo. Estábamos todos juntos en esto, y sabíamos que habíamos planeado llevar con nosotros a tantos como fuera posible. Además, necesitábamos unir nuestras energías de mayor vibración para poder elevar la vibración del planeta. Así pues, durante la fase uno, éramos sin duda un todo, pero éramos un todo con un propósito específico… y ese propósito era elevar la vibración del planeta. La fase dos, o crear la nueva realidad, implica un tipo diferente de todo. Este nuevo todo tiene mucho más que ver con el individuo. Antes de que podamos crear un nuevo todo, o una nueva realidad, tenemos que saber real y verdaderamente quiénes somos, cuáles son nuestros dones y talentos, qué es lo que nos apasiona, qué es lo que nos viene fácil, y por lo tanto, qué es lo hemos venido a contribuir al todo.

Una vez que sabemos estas cosas, y estamos mucho más en este espacio, ya que gran parte de nuestro ego y nuestro yo más denso se han ido a través del proceso de ascensión, y nuestro yo puro y auténtico es lo que queda, entonces estamos listos para reunirnos con nuestros hermanos y hermanas, y crear un todo muy nuevo, o una realidad muy nueva. De esta manera, ser un individuo es de vital importancia para crear un todo. Ya no podemos hacerlo todo solos, y sin duda nos necesitamos mutuamente para seguir sobreviviendo.

Los dos conceptos clave que se requieren para crear una nueva realidad, entonces, son la sostenibilidad y el propósito… y van a escuchar estos dos conceptos una y otra vez durante el resto de este libro electrónico.

Necesitamos conocer nuestro propósito con el fin de crear y sostener un mundo nuevo o un nuevo todo. Y es nuestro propósito lo que nos conecta con los demás, pues nos reunimos para crear ahora una energía muy nueva… una energía que va a vibrar muy alto y nos va a mantener a todos conectados a la fuente… la nueva fuente que ahora encarnamos dentro de nosotros mismos. Así que de esta manera, ya no obtenemos energía de por ahí afuera, ni de por ahí arriba. Recibimos energía de mayor vibración unos de otros, o de nuestras conexiones mutuas. Estamos ahora en la nueva realidad y nuevo mundo… y estamos creando la nueva energía a través de nuestras conexiones muy nuevas y de mayor vibración.

Alas
~ Nuevos Y Diferentes Resultados… Creer Otra Vez ~
23 de Enero de 2010
por Karen Bishop

Traducción: Margarita López
Edición: El Manantial del Caduceo
http://www.manantialcaduceo.com.ar/libros.htm

¡Bienvenidos!

Estamos en tiempos interesantes en verdad. Y aunque las energías parecen ir continuamente por aquí y por allá, hay sin embargo un patrón y un propósito definido, ya que este propósito navega por las aguas del poder de nuestros pensamientos creativos. En este momento estamos tambaleándonos… tambaleándonos al borde de lo que será el mundo nuevo, la nueva realidad, o más bien Tierra Dos, y el terremoto de Haití ha ayudado a este planeta en más aspectos de lo que jamás hubiéramos imaginado.

Desde el comienzo del terremoto en Haití hasta que completó su propósito fundamental (pero aún habrá más hermosas ramificaciones por venir) el 22 de Enero, las energías estaban gritando “¡auxilio!” o “¡SOS!”, o “¡Llamen al 911!”, o “¡Necesito ayuda ahora!” o incluso simplemente “Me siento vacío y agotado” y “¿dónde estoy yo de todos modos?” Estas energías las sentimos todos nosotros, sin importar si éramos conscientes de la situación en Haití o no.

Muchas almas estuvieron enviando una señal de socorro debido a la inseguridad que estaban sintiendo. Y esta inseguridad se podía sentir de lo más incómoda, inestable, y para muchos, terriblemente temerosa con un sesgo impotente ya que pudimos no haber estado seguros de cómo y hacia dónde avanzar o a qué aferrarnos. Añádanse a esto las interpretaciones de nivel inferior del terremoto de Haití, y no es de extrañar que muchas almas estuvieran experimentando una nueva inseguridad, inestabilidad y agotamiento por todas las energías circundantes.

Éste es un momento sin precedentes para nosotros por varias razones, algunas de las cuales voy a describir más adelante. También es muy precario, ya que las cosas todavía están un poco inestables ahora, a pesar de que estamos haciendo grandes progresos en abrazar los nuevos cambios y permitiéndonos fijar el tono para nuestra muy nueva realidad. Muy bien podríamos ir todavía hacia un tiempo de una nueva realidad desagradable y oscura si no tenemos cuidado, y si no somos conscientes de lo que está ocurriendo ahora. Aun así, yo personalmente confío en que las cosas se van a desarrollar bastante bien, si recordamos quiénes somos y permanecemos al mando como los poderosos creadores que estábamos destinados a ser, al cambiar la marea de la experiencia de la vieja realidad hacia la nueva.

Así pues, durante la última semana o dos, no había nada a qué aferrarnos, porque todavía no lo habíamos creado. Hemos completado el paso uno, que introdujo una energía maravillosa que nos colmó, tejiéndose dentro y fuera de nosotros, ya que sirvió para arraigarnos a la nueva Tierra. Después de esto, pudimos habernos sentido vacíos y agotados, porque estábamos preparándonos para el paso dos, ya que habíamos terminado con el paso uno, y las energías que experimentamos más recientemente ya habían partido por un tiempo. El terremoto de Haití llegó en un momento crucial, con el único propósito de abrir los corazones del planeta, y de establecer un nuevo tono de seguridad, ya que sacudió al planeta hasta su núcleo en un intento de reactivar una muy nueva forma de ser…. y lo ha logrado en todos los sentidos.

Crear la nueva realidad, o Tierra Dos, es muy diferente de lo que habíamos experimentado hasta ahora con la Fase Uno de la ascensión. Ya no tenemos los peldaños inferiores debajo de nuestros pies como teníamos en la Fase Uno del proceso de ascensión. Ya no tenemos a los demás para llenar los espacios debajo de nosotros como pensábamos que sería, a causa de la separación de los mundos que se produjo en Septiembre del 2009 (espero que todo esto tenga sentido… ¡habrá una sinopsis al final de este mensaje de ALAS que resume las cosas para facilitar su absorción!). Éste es pues, un proceso muy diferente. Literalmente estamos empezando de cero. De ahí todo el aparente vacío de los últimos tiempos, mientras agarramos el aire y tratamos de moldearlo en una nueva realidad que es obra nuestra.

Pero debemos saber que estamos recibiendo una enorme cantidad de ayuda simplemente del nuevo plan que hemos creado a nuestros niveles álmicos, y que lo que es muy diferente esta vez, es que el plan ahora está funcionando en todos los sentidos hasta ahora. Cuanto más elegimos ver y aceptar que esto está ocurriendo, más vamos a sentir una nueva sensación de seguridad y sentir que algo nuevo y diferente sin duda está ocurriendo. Esto solo servirá para apoyar nuestro crecimiento, ya que estas experiencias se van a expandir pieza por pieza, y momento a momento.

Sí, hemos completado el primer paso para crear la nueva Tierra… que implicó arraigar y crear el primer piso de la nueva realidad. Como nuevas semillas recién plantadas, han comenzado a brotar muy lentamente nuestras propias flores magníficas y nuevas alas de energía, y así, van a crecer en el nuevo mundo, como nuevos bebés en ciernes.

El siguiente paso, o el paso dos, consiste en alinearnos con las energías de los nuevos comienzos, o más bien nuestros muy nuevos emprendimientos o nuevos espacios en el nuevo mundo (no tienen que tener un nuevo emprendimiento si no lo eligen, pero van a tener un nuevo espacio en relación con quiénes son ustedes). Así que aunque los eventos celestiales que se produjeron el 15 de Enero nos dieron esta nueva oportunidad, todavía depende de nosotros mantener ese nuevo plan energético y llevarlo a la forma. Inmediatamente después de que experimentamos esta nueva energía del día 15, las energías cayeron otra vez, ya que demasiadas almas seguían conectando con la Tierra Uno, o la realidad del viejo mundo de control, opresión y pérdida de libertad.

Además, cuando llega un nuevo plan, siempre tenemos que alinearnos con él en todos los sentidos. Así pues, podemos experimentar miedo y oscuridad en cuanto a lo que ahora vamos a ofrecer, o cómo vamos a encajar en la nueva realidad. Luego pasamos por el proceso de liberar cualquier cosa que nos hubiera estado impidiendo completar nuestro próximo propósito álmico o ranura álmica en el nuevo mundo. Esto puede causar depresión y ansiedad, y sin duda algo de miedo ya que nuestra nueva realidad y nuevas experiencias son muy nuevas…. ¡pero mucho mejores de lo que hemos conocido jamás! Podemos no estar acostumbrados a vivir en un hermoso mundo nuevo, así que nos puede tomar algún tiempo acostumbrarnos. Experimentamos oscuridad durante la fase de arraigamiento del paso uno, y a la larga salimos de ella sintiéndonos estupendamente, y este próximo paso no será diferente.

El proceso de ascensión siempre crea un patrón de oscuridad y ansiedad inmediatamente después de las buenas sensaciones que crea originalmente un plan nuevo, y luego siempre pasamos a través de ello y hacia la siguiente fase. Así pues, no hay nada extraño aquí. Y durante todo este tiempo, y con cada nuevo cambio, también ha estado llegando para nosotros una enorme cantidad de energía del chakra de la coronilla.

La Tierra Dos, o nuestra nueva realidad, comenzó como una superposición o realidad paralela a la Tierra Uno, o la tierra que dejamos atrás. Teníamos que empezar en alguna parte, y mantener una buena cantidad de la vieja realidad en nuestra conciencia es lo más natural. Todavía somos seres humanos y necesitamos algo con qué conectar. Después de terminar con el paso uno que lo arraigó todo, quedamos luego vacíos otra vez, y fue muy fácil conectar de nuevo con la ilusión del viejo mundo, puesto que todavía no había nada aquí para sostenernos (recuerden, habrá un resumen de puntos fáciles de digerir al final de este mensaje!… sonrisa)

La respuesta al terremoto de Haití y algunas otras cosas que están cambiando dentro de nuestros viejos sistemas, nos muestran que la Tierra Uno, o la vieja realidad, está en efecto transformándose lentamente en nuestra recientemente poblada Tierra Dos. Estos cambios poco a poco van a comenzar a ajustar las viejas ilusiones, o básicamente cambiar la vieja realidad que todavía podríamos estar conservando en nuestra conciencia y manteniéndola viva.

Al día de hoy, hemos creado suficiente de la nueva realidad para sostenernos hasta el final de Febrero del 2010. Después de eso, todo cae drásticamente. Estamos literalmente creando una pulgada a la vez, y como siempre, depende de todos y cada uno de nosotros, lo que elijamos construir.

En algunos aspectos, estamos en un momento grave en este momento, ya que nos tambaleamos peligrosamente al borde de lo que podemos elegir crear. Realmente tenemos que ser conscientes de lo que estamos manteniendo en nuestra conciencia, ya que servirá para crear nuestra rejilla nueva. Pero de nuevo, sepan también que la conciencia de vieja realidad que todavía estamos manteniendo está empezando a cambiar lenta pero seguramente.

Si seguimos aferrándonos a la ilusión de la vieja realidad, o de “lo mismo de siempre”, y nos enfocamos en ella, entonces eso es lo que vamos a seguir creando. Creer que cualquier cosa es verdad y sostener esa ilusión, seguirá haciéndola real. Le va a dar vida y la va a alimentar. Así, junto con que el terremoto de Haití sirvió para abrir el corazón del planeta, también nos mostró que la ayuda, apoyo, preocupación, unidad, confianza, y hacer una diferencia, son algunas de las tuercas y tornillos de la nueva realidad, si elegimos conectar con este nuevo cambio enorme que acaba de ocurrir para nosotros. Estas tuercas y tornillos nuevos servirán como la base o en otras palabras, van a añadir también a nuestros nuevos cimientos.

Lo que tenemos que hacer ahora, para que podamos entrar en Marzo de una manera relativamente continua sin ninguna “caída”, es mantener nuestra mente enfocada en lo que deseamos para nosotros mismos y para el planeta, y en cómo queremos que sean nuestras propias vidas y realidades individuales. Si suficientes de nosotros seguimos haciendo esto, vamos a crear nuestra propia realidad o nueva experiencia, y si podemos mantener esa visión durante el tiempo suficiente, entonces eventualmente vamos a conectar con otros que encajan con nuestra realidad a través de la ley natural de atracción. De esto es que se trata el proceso de crear la Tierra Dos.

Podemos empezar sosteniendo nuestra propia visión especial de nuestra realidad deseada en nuestra mente al despertarnos cada mañana y al ir a dormir cada noche. Y por supuesto, siempre podemos conservarla, sentirla y mantenerla durante todo el día también. Tenemos que declarar con certeza y convicción qué es lo que deseamos. Tenemos que saber que podemos crear con certeza y convicción, sin temor. Cuanto más hagamos esto, mayor posibilidad tenemos de crearlo, y en estas vibraciones nuevas y superiores, estamos creando muy fácilmente ahora.

Eventualmente, nuestras visiones individuales van a conectar entre sí a través de la ley natural de la atracción, y se va a formar una nueva rejilla. Cuando una nueva visión es abrazada y sostenida en la conciencia de suficientes almas, entonces se convierte en una nueva realidad y cada alma puede entonces conectar con ella, verla, y navegar y vivir dentro de ella. De este modo, con el tiempo se fortalece y se va a sostener a sí misma. Las nuevas reuniones, o celebraciones “álmicas” que voy a ofrecer este año, servirán para identificar y anclar en cada uno de los asistentes, sus nuevas improntas álmicas, y luego conectar estas improntas con otras almas, ayudando así a la creación de la nueva rejilla (¡un nuevo libro electrónico para navegar y experimentar estas nuevas aguas también está en ciernes!). A medida que aprendemos a sostener nuestras vibraciones dentro de las nuevas energías de mayor vibración, eventualmente vamos a crear una realidad auto-sostenible de mayor vibración y nuestras visiones y realidad de milagros sin fin se convertirán en la norma. ¡Estos son tiempos emocionantes en verdad!

De un modo extraño, el terremoto de Haití nos ha permitido ver y sentir que todo está bien… que ahora son posibles diferentes resultados…. que a este planeta real y verdaderamente le importa… que este planeta tiene un corazón que ahora está muy abierto otra vez… y que la unidad y el amor se han reanimado y han revivido como el aire que la nueva realidad va a respirar. Cada alma que ha intervenido en este masivo cambio planetario ahora permanecerá en nuestros propios corazones con gran reverencia, como los ángeles de la tierra que dieron de sí mismos para ayudar con nuestra nueva realidad y nuevo comienzo.

Una sinopsis:

1. El cambio de la energía de nuevos comienzos que llegó el 15 de Enero creó un nuevo plan, pero todavía teníamos que alinearnos y ajustarnos a ese plan después de que llegó.

2. El terremoto de Haití también creó un enorme cambio que abrió el corazón del planeta, y nos dio un nuevo sentido de unidad, seguridad, confianza y la creencia en nuevos y diferentes resultados, como complemento a nuestros nuevos cimientos.

3. Lo que mantenemos en nuestra conciencia, servirá para crear nuestra nueva realidad.

4. Cuanto más tiempo y con más frecuencia mantenemos una visión, más se volverá cierta para nosotros.

5. Vamos a enlazar nuestras propias visiones personales juntas, por medio de la ley natural de atracción, y así, crear la nueva rejilla para la nueva realidad.

6. Lo que el colectivo decida mantener por más tiempo, se convertirá en la nueva realidad (o el nuevo aire que respiramos) para todos, no importa lo que cada individuo esté creyendo.

7. Debido a los cambios recientes, y si elegimos creer otra vez, nuestros nuevos emprendimientos y sentido de seguridad van a comenzar a florecer.

Con mucho amor y gratitud, KAREN

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: